Corresponsal de guerra, una profesión muy peligrosa

Muchos periodistas deciden correr el riesgo y van a diferentes zonas de conflicto para mostrarnos la guerra. Desafortunadamente algunos de ellos nunca vuelven de la primera línea. El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ) mantiene un sistema estadístico continuamente actualizado sobre las bajas en la profesión.

periodistas muertos en 2013Desde 1992, 1.021 periodistas han muerto. El año más sangriento fue 2007, en el que 70 perdieron la vida, 32 sólo en un país, Iraq. Desde 2012 el país más peligroso es Siria. El año pasado, sólo en este país, 31 periodistas perdieron la vida en la primera línea. En 2013, un total de 70 periodistas han muerto en diferentes conflictos. Nuevamente el país más peligroso es Siria con 28 muertos. El siguiente es Iraq con 10. Después Egipto (6 muertos), Pakistán (5 muertos) y Somalia (4 muertos).

En los últimos 5 años, un total de 69 periodistas han perdido la vida en estos tres países. En Brasil, en India y en Filipinas 3 periodistas han muerto lo cual debería ser motivo de gran preocupación, al igual que en los casos anteriores, principalmente en Brasil a tan sólo unos meses del inicio del Mundial de Fútbol 2014 y a dos años de la celebración de los Juegos Olímpicos. En Malí y Rusia han muerto 2 reporteros y en otros países – Turquía, Bangladesh, Colombia, Libia – se ha producido el fallecimiento de un periodista.

Las víctimas cubrieron historias muy distintas, un 67% de los periodistas fallecidos trabajaban en temas político, un 46% en derechos humanos, un 51% cubría la guerra del país en el que trabajaban, un 19% informaba a los medios sobre crímenes y un 16% sobre la corrupción,  pero hay un 17% que sólo hacía materiales sobre la cultura, tema éste que no resulta especialmente peligroso. Y también hay un 1% que trabajaba para informar sobre los negocios. La mayoría de las víctimas fueron reporteros (37%), operadores de cámara (36%) o fotógrafos (23%).

Asimismo, queda patente que en esta profesión es muy difícil, en la que existe una proporción por sexos tremendamente desigual: 94% de varones y 6% de mujeres. Aunque el número de los freelancers es cada vez más grande en los conflictos, sólo el 30% de las víctimas pertenecían a esta categoría. Casi la mitad de las víctimas trabajaba para algún medio de internet. Un poco menos, el 37%, eran empleados de una cadena de TV, el 20% eran reporteros de la prensa y el 14% de la radio. La mayoría de las víctimas eran locales (91%) y sólo el 9% eran extranjeros.El tipo de muerte es muy importante para describir el peligro de una guerra. El 36% de los reporteros murieron en fuegos cruzados, el 20% en asignaciones peligrosas y, lo más importante, el 44% de los periodistas son víctimas de asesinatos. Esto signífica que muchas veces los periodistas son los objetivos principales en las guerras o conflictos.

Fuente: http://cpj.org/killed/2013/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.