La dura realidad mundial en una muestra fotográfica que recorre 100 ciudades en 45 países

4.738 fotógrafos de 129 países presentaron sus trabajos para el reconocido concurso “World Press Photo” que cada año galardona lo mejor del periodismo visual y que en su sexagésima segunda edición premió las mejores fotografías luego de una exhaustiva verificación y selección.

Se trata de una colección de 140 fotografías de un total de 78.801 que fueron presentadas.

Esta fue la imagen ganadora del primer premio en fotografías individuales en la categoría de «noticias de actualidad», que muestra la cruda realidad de las familias que migran a Estados Unidos. Su autor es John Moore, un profesional estadounidense de “Getty Images”.

Se trata de la menor Yanela Sánchez, quien junto a su madre Sandra Sánchez fueron detenidas en la frontera en Texas. A partir de la política migratoria de «cero tolerancia» anunciada por el Presidente Donald Trump, las autoridades migratorias realizaban operativos diarios en los que se realizaban detenciones y posteriores procesos.

Fotografía Brent Stirton – National Geographic (Sudáfrica)

Esta imagen fue la ganadora del primer premio en reportajes gráficos en la categoría «naturaleza» y muestra la práctica milenaria de la cetrería, o cría de halcones en cautiverio, lo que ha reducido la captura y venta de aves silvestres en Emiratos Árabes Unidos. Su autor es Brent Stirton de Sudáfrica.

Fotografía de Chris McGrath – Getty Images (Australia)

Esta imagen fue la ganadora del primer premio como fotografía individual en la categoría «temas de actualidad» y muestra como un hombre desconocido trata de controlar a la prensa el 15 de octubre de 2018, cuando investigadores saudíes llegaban al consulado de Arabia Saudí en Estambul, en medio de la expectativa mundial sobre la desaparición del periodista Yamal Jashogyl que colaboraba como columnista en «The Washington Post».

Esta muestra que logra realmente conmover al visitante, crea conciencia sobre los principales problemas sociales y que nos detengamos a sentir y observar la realidad de los países y sus problemáticas sociales que han provocado un impacto global.

Se pretende además fomentar el debate en una sociedad invadida por la tecnología. El slogan de la exposición es «conectar el mundo con las historias que importan».

La muestra que se exhibe en el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid (calle de Hortaleza), estará abierta al público hasta el próximo 3 de noviembre. El costo de la entrada general es de 5 euros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.