‘Fukushima. Flores de invierno’ una visión sonora del desastre japonés de 2011

Las instalaciones de Matadero Madrid acogen la exposición visual de José María Sicilia, realizada con los sonidos recogidos durante el terremoto y posterior tsunami que golpeó la región japonesa de Tohoku en marzo de 2011.

Fukushima. Flores de invierno. Fuente: Matadero-Madrid.
Fukushima. Flores de invierno. Fuente: Matadero-Madrid.

En la nave 16 de Matadero Madrid es silenciosa y con las paredes pintadas de negro. La arquitectura neumudéjar del lugar hace pensar en la industrialización, y el vacío y el abandono que podrían haber sufrido esos edificios de no ser por la iniciativa artística y cultural que les ha salvado.

Esta nave, situada al fondo de la Plaza Matadero, acoge desde el 14 de noviembre una exposición del galardonado artista José María Sicilia. Fukushima. Flores de invierno es una visión colorida, en 3D y 2D de una tragedia que asoló la región de Tohuko, en Japón, con un terremoto, un tsunami y un desastre nuclear que se alarga hasta la actualidad.

El artista contemporáneo recogió los sonidos acaecidos durante el desastre, por medio de vídeos anónimos que fueron colgados en internet y el registro que la Universidad Politéctica de Barcelona consiguió del ruido que hacia el tsunami. Por medio de técnicas informáticas, convirtió esos sonidos en imágenes que se disponen en forma de banderas a lo largo de la nave 16 de Matadero Madrid.

Además de esto, Sicilia recorrió la región afectada tras la catástrofe, recogiendo testimonios de los supervivientes para documentar y realizó diversos talleres, acompañado de psicólogos y otros terapeutas, en los que alentó a los supervivientes, sobre todo a los menores, a expresar por medio del arte los sentimientos que se aglomeraban en sus interiores tras aquel fatídico día de marzo.

Con esta exposición, el artista, según afirma él mismo, no pretende despertar la compasión de los espectadores, sino facilitar la comprensión de los sentimientos de los supervivientes; Sicilia no busca la lágrima fácil del que mire las banderas, sino una expresión de los acontecimientos ocurridos desde un cariz que es, al mismo tiempo, visual y sonoro.

Esta recomendada hilera de banderas que forman la exposición se podrá visitar hasta el 19 de enero de 2014, de forma gratuita en la nave 16 de las instalaciones de Matadero Madrid.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *