Despliegue de limpieza en Madrid tras el paso de Filomena por la capital

Tras la tormenta llega la calma, y con ella el recuento de desperfecto y el despliegue de medios que siguen volcados en retirar la impresionante capa de nieve que Filomena ha dejado tras su paso por la capital madrileña. Un total de 6.220 operarios, según apuntan datos del Ayuntamiento de Madrid, baten a la ciudad junto a la Unidad Militar de Emergencias (UME) para que, poco a poco, todo vuelva a la ya tan desvirtuada “normalidad”, o en su defecto, al menos poder desbloquear de manera primordial el acceso a hospitales y facilitar su tarea a vehículos de emergencias y seguridad.

Fuente: Diario Qué!

Según las propias palabras del alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, el objetivo es recuperar un “mínimo de movilidad”. Para ello, el Ayuntamiento ha lanzado a las calles 135 máquinas quitanieves que trabajan sin descanso y que ya han logrado descongestionar algunas de las arterias principales de la M-30. Del mismo modo, en los últimos días se han repartido más de siete toneladas de sal y otros 675.000 litros de salmuera para acelerar el derretimiento de la nieve.

Almeida no ha querido desaprovechar la ocasión para agradecer la ayuda prestada por todos aquellos vecinos que de manera desinteresada están colaborando con las labores de limpieza, al igual que a otras entidades como el Real Madrid, que puso a disposición del Ayuntamiento toda la maquinaria que trabaja en las obras de reforma en el Santiago Bernabéu y que han servido para despejar el paseo de la Castellana.

Mientras se sigue trabajando en las calles, el Ayuntamiento estudia la posibilidad de solicitar declarar como “zona catastrófica” la capital, como medio para poder controlar la situación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.